Consejos para construir tu terraza en Barcelona

Que Barcelona es una ciudad de moda es algo que a nadie se le puede escapar. Su ambiente bohemio con un puntito cool, sus locales de todos los ambientes y estilos donde cenar o tomar un refresco, su tipología tradicional en lugares señeros como el Barrio Gótico, su amplísima oferta cultural o la presencia refrescante y enriquecedora de la playa son elementos suficientes como para ponderar las bondades de vivir en la Ciudad Condal. Pero un elemento de gran importancia que en muchas ocasiones se olvida para ponderar las bondades de Barcelona es su atractivo clima, muy suave la mayor parte del año y con muchas horas de sol, que inclina a pasar el máximo tiempo posible en la calle.

La verdad es que con estos ingredientes tener una bonita terraza en un piso de Barcelona parece la solución ideal para disfrutar por completo de todo lo que ofrece la ciudad. Pero muchas personas se echan atrás, pensando que sus terrazas no son lo suficientemente agradables o grandes como para disfrutar de ellas. En realidad, lo que pasa es que no las han tratado de manera adecuada. Mira estos consejos para mejorar el aspecto de tu terraza y ríndete a la evidencia… al fresco se vive mejor.

Consejos para mejorar su terraza

El primer consejo para tener una agradable terraza puede parecer evidente, pero no lo es. Y es que la limpieza es extremadamente importante en este punto. Y no es solo la limpieza física (es decir, tener suelos y paredes libres de suciedad), sino, y quizá, sobre todo, el hecho de tener la terraza ordenada, sin elementos que sobren allí. En otras palabras, no usar la terraza como trastero, porque de esa forma tendrás un trastero ineficiente y una terraza inútil, y eso sí que será una pérdida de tiempo y espacio.

Una buena forma de dar cuerpo a una terraza es a través de las pérgolas de aluminio. Las pérgolas pueden transformar por completo un ambiente, haciéndolo más cálido y agradable, e incluso ampliar el espacio de la terraza, al menos en lo estético, con lo que de facto existirá una nueva identidad en esa terraza. Sin duda es una idea sencilla (hoy en día son muy fáciles de instalar) y barata para darle una nueva cara a cualquier terraza en la ciudad de Barcelona.

Es importante, además, que se protejan los muebles que vayan a estar en la terraza. Aunque en Barcelona llueve muy poco y prácticamente nunca se sufren heladas de consideración, los muebles a la intemperie pueden sufrir, por lo que invertir un poco de dinero en comprar fundas para esos muebles es la mejor manera de garantizar no solo su buen aspecto, sino también su durabilidad.

Por último, si quieres tener plantas en la terraza será necesario tenerlas bien cuidadas. Hay que pensar que las plantas, además de alegrar un espacio, pueden ensuciarlo con hojas secas y demás, por lo que una correcta higiene y salud en las mismas será fundamental.